Iglesia y Convento de la Recoleta Dominica

La Iglesia y Convento de la Recoleta Dominica son parte de la Iglesia Católica, perteneciente a la orden de Santo Domingo, que recibió los terrenos de manos del conquistador Rodrigo de Quiroga y su esposa Inés Suárez.

La iniciativa de construir el templo surgió en 1853, cuando se encargó a Roma un nuevo altar para la antigua y sencilla iglesia que se emplazaba en la calle Dominica. El arquitecto italiano Eusebio Chelli diseñó los planos, pero fue Manuel Aldunate y Avaria quien dirigió la obra hasta el final y proyectó la cúpula que corona la nave central.